Para volver a COLABORACIONES haz "clic" aquí

www.imagenpersonal.net tu web de la imagen personal

 

¿ Qué se esconde detrás de un frasco de perfume?...


Autora: Roldán Jimenez, Mª Isabel
Centro: I.E.S. Guadaljaire (Málaga).

 

INDICE

 

Qué se esconde en un perfume

Una fórmula secreta, un equilibrio de esencias perfectamente matizadas y estudiadas.

 

Atrapar esa amalgama de olores no es tarea fácil: la creación de un nuevo perfume puede costar años de trabajo.

 

Paso a paso

Desde que se recolectan las flores y plantas hasta que se embotellan el perfume, existe un proceso muy laborioso y artesanal. El primer y más importante paso es la obtención del aceite esencial, o esencia, mediante la destilación un sistema que consiste en verter en unos inmensos alambiques Henos de agua todas las flores y plantas seleccionadas. Cuando el agua se evapora arrastra las partículas de esencia que liberan las sustancias vegetales y, tras pasar por un serpentín, se separa del aceite esencial.

 

Pero ese sistema no se puede aplicar con flores tan delicadas como el nardo, el jazmín, el iris o la violeta, que sólo se dejan arrebatar su perfume en frío, por medio de un delicadísimo, sofisticadísimo y costosísimo proceso. Al finalizar se obtiene una sustancia purísima a un precio de vértigo: Un kilo de esencia de iris puede llegar a alcanzar los siete millones de pesetas, o el de jazmín francés, tres millones. Cifras nada descabelladas si tenemos en cuenta que para obtener un kilo de esencia de jazmín es necesario recolectar 600 kilos de flores, cogidas una a una antes de salir el sol; y 3.500 kilos de rosas de Grasse (que se debe cortar entre las ocho y las diez de la mañana), para obtener un kilo de esencia.

 

Partiendo de esas extraordinarias materias primas, el perfumista o nariz ejecuta las mezclas correspondientes, escribe fórmulas químicas y , en virtud de los resultados, trenza nuevas partituras de olores hasta conseguir un aroma de éxito. Ése es el recorrido que sigue Chanel a la hora de crear un perfume: selecciona las mejores materias primas del mercado y cuida con especial atención sus métodos de cultivo. El jazmín es a los perfumes de Chanel lo que la camella a su moda: un emblema y un fetiche. Sus jazmines, únicos en el mundo, son un injerto entre el jazmín común y el de Gras, lo que ofrece un perfume diferente y exclusivo. De ésa exclusividad nació el " N' 5" su primer perfume, creado en 1921 y bautizado por Coco Chanel son su número de la suerte, el 5, que en poco tiempo se convirtió en todo un clásico de la perfumería.

 

 

Pero no sólo las flores están presentes en la creación de un perfume: especias, maderas, ámbar, almizcle... se entremezclan para conseguir una fórmula redonda. Las materias de origen animal, como el ámbar gris (extraído del cachalote) o el almizcle (contenido en una glándula sexual del ciervo almizclero macho), permiten que el aroma persista en la piel.

 

Por otro lado los científicos han conseguido sintetizar en el laboratorio un gran número de sustancias con un olor muy parecido a los naturales, pero con una estabilidad mayor. Además, la química sintética permite la posibilidad de creación de olores que no existen en la naturaleza y la de aromas sin flores. De éste modo, el coste del perfume se reduce, por lo menos a la mitad. Hoy, entre filtros y tubos de ensayo, los perfumistas se han convertido en los alquimistas del s.XXI, personas que convierten su profesión en un arte.

 

La ruta de las plantas

Una excursión maravillosa para la vista y el olfato es recorrer todos los rincones del mundo donde las grandes firmas de perfumes escogen las mejores cosechas de flores, durante todo el año, para elaborar sus perfumes.

Desde el sur de Francia, en Gras, capital del olor y tierra prometida de todos los perfumistas, hasta el archipiélago de las Comores, en Madagascar, pasando por Turquía, Calabria, la Toscana, Egipto, el sur de Italia y el norte de Africa, se elige el jazmín, la bergamota, la mandarina, el azahar, el ylang-ylang, la rosa, la mimosa, el lirio...

 

A los creadores de perfumes se les llama "nariz", ellos dicen que es un mundo fascinante, ya que la memoria olfativa es de instinto animal, al contrario que la memoria intelectual que es irracional.

Ellos deben estar dotados de un excepcional sentido del olfato, un gusto exquisito , gran capacidad para memorizar esencias diferentes y una sensibilidad innata que les permita pintar los aromas. "Alberto Morillas, el "nariz" de más éxito a nivel mundial, que es español, afirma "El aroma, como el arte, es abstracto. Cuando se descubre uno, hay que procurar asociarlo a una imagen para no olvidarlo jamás. Ya que el olfato ni se perfecciona, ni evoluciona, es un don ".

Estos artesanos mezclan innovación e intimidad para elaborar olores que subrayen la personalidad de quien los lleve, o el lugar donde se coloque, puesto que van desde el perfume como complemento personal, hasta las velas perfumadas, bolas de ámbar, complementos aromáticos para el hogar, accesorios para el baño.

En la creación de una esencia es posible evocar un sentimiento o moverse en un espacio imaginario.

 

Aromas de vida

Los aromas esenciales concentran las propiedades de las planta de la que proceden y son la base de la aromaterapia.

A mediados de los 90, coincidiendo con el "boom" de la ola "New Age", se introdujo con fuerza el concepto de aromaterapia, una técnica ancestral, cuyas raíces se remontan a los tiempos en que brujo, druidas, chamanes y magos recolectaban raíces, hierbas y flores para destilarlos y crear pociones con las que curar y embellecer.

Desde un punto de vista estricto, la aromaterapia es una técnica basada en el uso de aceites esenciales naturales, aplicados mediante masajes, baños de vapor o baños de asiento, lo que permite que actúen tanto penetrando de forma tópica, a través de la piel, como por el sentido del olfato.

Los aceites esenciales, obtenidos por destilación, concentran todas las propiedades de la planta o flor de la que proceden, pero dado que para conseguir un solo gramo de aceite hacen falta kilos y kilos de plantas, no hay que esperar encontrar aceites baratos. Es más, si se ven, hay quien dice que se debe desconfiar de ellos.

 

Los verdaderos aceites esenciales se venden en botellas muy pequeñas, generalmente en vidrio de color oscuro (para protegerlos de la luz) y rara vez se usan directamente.

Se suelen mezclar con aceites neutros, también llamados aceites base, en proporciones de unos 30 ml. de aceite base por 15 gotas de aceite esencial. Por mínima que parezca esa cantidad, basta y sobra para conseguir los efectos terapéuticos perseguidos.

Es importante no usar los aceites esenciales directamente sobre la piel, sino simplemente diluidos y evitarlos si se está embarazada o dando el pecho.

Como iniciarse

La mejor forma de entrar en contacto con el mundo de la aromaterapia es a través de una masaje profesional, puesto que así se absorben los aceites esenciales a través de la piel y del olfato, con la ventaja añadida de los efectos del masaje, recomendables en casos de estrés.

Sin embargo, a menudo se confunde el término de aromaterapia con el de aromacología, tan de moda, y al que se atribuyen poderes " cuasi" mágicos.

Esta última se basa en el efecto de los diferentes olores sobre nuestro estado anímico, pues ciertos aromas pueden potenciar la relajación o la vitalidad, tonificar el cuerpo o insuflar optimismo, pero su acción no es tan eficaz como la de los aceites esenciales, más puros y concentrados y de origen natural.

Aceite base ¿para qué tipo de piel?
Aceite de almendra: Para pieles muy secas y /o sensibles.

Aceite de coco: Para pieles muy grasas, puede ser una buena base para limpiadoras.

Aceite de germen de trigo: Gracias a su alto contenido en vitamina E, de propiedades antioxidantes, se adecua a las pieles secas y a las estropeadas.


ESENCIAS MAS HABITUALES

Lavanda: Sus conocidos efectos calmantes y relajantes llegan casi a oscurecer su poder antiséptico, que ayuda a las pieles grasas o con impurezas. Induce a la relajación y a la calma, y alivia el insomnio y la angustia.

Limón: De acción purificantes, contribuye a elevar el ánimo, mejorar el rendimiento intelectual y combatir el estrés.

Geranio: No sólo beneficia a las pieles mixtas, hidratando las zonas secas, y volviendo mate las grasas , sino que ayuda a controlar las emociones gracias a sus propiedades equilibrantes. Alivia los síntomas menstruales.

Neroli: Evita la rotura de los capilares y mejora la microcirculación cutánea. Tiene propiedades rejuvenecedoras y regenerantes.

Ylang-Ylang: Destilado de una flor aromática tropical,, tiene propiedades calmantes y relajantes, además de poseer un carácter sensual y (presuntamente) afrodisíaco.

Mirra: No sólo ha sido uno de los regalos más célebres de la historia gracias alos Reyes Magos, sino que además es excelente para las pieles maduras por sus propiedades nutritivas y antiinflamatorias.

Eucalipto: Mejora el estado de las vías respiratorias, porque tiene efecto antiséptico y descongestionante, por lo que a menudo se incluye en preparados anticatarrales.

Cardamomo: Se aconseja a menudo a los deportistas, pues ayuda a combatir la fatiga y alivia las tensiones musculares.

Árbol del té: Esta planta, de origen australiano, ha demostrado su eficacia en la lucha contra las impurezas gracias a su poder antiséptico y antibacteriano. Se incluye en multitud de productos para pieles grasas.

Rosa: Potencia la confianza y la seguridad en uno mismo, al ayudar a equilibrar las emociones y aliviar los estados depresivos.

 

¿COMO USAR LOS ACEITES ESENCIALES?

• En un baño templado añadir unas 30 gotas de aceite esencial para disfrutar de sus efectos. El de lavanda es perfecto para inducir al sueño, al igual que el de camomila.

• Para aliviar el dolor de golpes o hematomas, diluir unas gotas en un poco de agua caliente, empapar un paño limpio en la mezcla y aplicar sobre la zona afectada a modo de compresa.

• Para usarlo como baño de vapor hay que añadir tres gotas de aceite esencial en una fuente con agua muy caliente y cubrir la cabeza con una toalla.

• Si se usa aceite de eucalipto, menta o pino se ayuda a aliviar la congestión propia de los resfriados.

• Basta con poner unas pocas gotas de aceite esencial en un quemador para que su aroma se difunda por toda la habitación. Los de limón, pino, romero y menta ayudan a despertar la mente y aclarar las ideas, por lo que son muy apropiados para aquellas tareas que requieren concentración.

Aquí aportamos una receta muy antigua y" particular que deja las manos suaves, blancas y perfumadas:

Loción de limón y glicerina:

    - Jugo de 4 limones.

    - 2 cucharaditas de agua de rosas.

    - 2 cucharaditas de glicerina.
Se ponen los limones en agua muy caliente, se exprimen mezclamos bien todos los ingredientes y se aplica una pequeña cantidad después de cada lavado.
Si tenemos los pies cansados también nos sirve para darles masaje.

 

Un estilo de vida

Transparencia y limpieza son las sensaciones que despierta un aroma fresco, además del tonificante estímulo fisico.

Este sugiere espontaneidad, juventud y cierto aire deportivo, aunque no hay que confundir los términos frescor y juventud (hay fragancias pensadas para jóvenes que no tienen nada de frescas). Frescor es antisofisticación y respeto a la naturaleza, todo lo que es puro y ligero. Un estilo de vida.

A cada hora su aroma

Olores cálidos de las noches de verano y olores fríos de las tardes de invierno... Maupassant distinguía olores distintos según las estaciones del año. Como toda nariz sensible.

Sin embargo , la influencia del clima sobre el perfume queda mucho más clara en ésta cita de Louis Pauwelle "Hay perfumes de invierno, de lluvia, de pieles, de fuegos de chimenea, cálidos y densos; y perfumes de verano, de piel bronceada, con olor a frutas, alegres y picantes".

Por eso en países tan soleados como el nuestro, siempre se han preferido los aromas frescos a los perfumes intensos.

Una encuesta publicada por Loewe hace unos años constataba que el 86, 1 % de las españolas se inclinan por las fragancias frescas., un 11,7% por las cálidas y sólo el 1,8% por las orientales. Estos datos no sólo se justifican por razones climáticas, sino también por el tipo de vegetación y por el pH de la piel, que en los españoles es muy alto. Y es que sol, piel y perfume no casan muy bien. El calor degrada los aromas y las radiaciones solares provocan sobre la piel perfumada un fenómeno llamado fotosensibilización, que se traduce en la aparición de manchas.

¿Qué es un aroma fresco?

 

La cosa estaba clara cuando sólo existían las aguas de colonia o de lavanda. Luego los perfumes definieron las notas frescas básicas. Son éstas: Cítricas, agrestes y aromáticas, verdes, florales, marinas o de ozono, afrutadas, leñosas y algunas maderas, especíalmente la esencia de vetiver.

Con el avance de la perfumería empezaron los líos y hoy la gente habla de perfumes frescos. Jamás un perfume o un "eau de parfum" pueden ser frescos, como tampoco una fragancia oriental.

En la Genealogía de los perfumes, elaborada por Arman y Heimer , las fragancias aparecen clasificadas en tres grandes familias- floral, oriental y chipre-, que a su vez se subdividen en subfamilias.

Por ejemplo, la familia floral se divide en Verde, Frutal, Fresco, Floral, Aldehídica y Dulce.

En éste cuadro genealógico están clasíficados cerca de 500 aromas. Entre ellos, los frescos tienen como nota dominante el frescor, el olor que primero adviertes al destapar un frasco o vaporizar su contenido: las llamadas notas de salida. Después, estas notas frescas deben seguir desprendiendo efluvios para hacer vibrar el corazón. Es en las notas de fondo (fase final del aroma) donde el creador encuentra más dificultades para mantener el frescor.

La composición

Para aclararse más hay que hablar de las concentraciones:

El extracto tiene de un 20% a un 40% de un concentrado en un alcohol de 96%, o sea un amante fiel que jamás te abandona.

El parfum de toilette o el eau de parfum del 7% al 14% de concentrado en un alcohol de 90' y jamás puede sustituir al extracto, es otra cosa.

El eau de toilette es el complemento ideal de extracto y tiene de un 3% a un 10% de concentrado en un alcohol de 80' (el eau de toilette fresco cuele dar menor concentración en esencias) Se puede vaporizar sobre la ropa, evitando las sedas claras, los tejidos acrílicos y por supuesto las joyas. A las perlas, por ejemplo, les va fatal.

En cambio, el agua de colonia es un aroma extremadamente ligero y fugaz. Se elabora tradicionalmente a partir de notas hespérides, es decir, de cítricos como limones, naranjas y bergamota, que son muy volátiles. Proporciona, eso si, un frescor maravilloso y se compone íntegramente de materias primas naturales. Como no está apoyada por ningún producto de síntesis, el agua de colonia se evapora enseguida. (p. de síntesis =obtenido en laboratorio por reacción química de dos o varios cuerpos).

Las aguas frescas, eau fraiche, se caracterizan, como las de colonia, por una salida muy fresca a base de hespérides, pero con la peculiaridad de que éste frescor se difunde durante bastante más tiempo gracias a una molécula de síntesis encontrada en el jazmín (hediono). Posee más notas de corazón y de fondo que el agua de colonia y el concentrado es más alto de 3% a 7% en un alcohol de 60' a 70'. Estas aguas de colonia de toda la vida nos parecen hoy demasiado familiares. Muy vistas por todos los rincones de nuestra casa, aunque siguen siendo fabulosas. Según un estudio realizado por Cacharel la gran época de las aguas frescas fue en los años 70. En los 80 decaen, al ponerse de moda las fragancias muy concentradas y agresivas.

 

 

Las frescas

En los 90 resurge con fuerza el frescor. En dos niveles. Por una parte, se afianzan como líderes los grandes clásicos frescos, que en España nunca dejaron de serlo. Así , las cinco fragancias más compradas por las españolas son, por éste orden, Eau de Rochas (Floral-fresca) Aire (Chipre-verde), Anais-Anais (Floral-fresca) 0 de Lancome (Floral-fresca)y Eau de Lancaster(Floral-fresca). Por otra parte nace un nuevo concepto de frescor, más original. El trío tradicional - bergamota, limón y flor de naranja- se sustituye por mandarina, pomelo y verbena. La tecnología y el uso de otras materias primas permiten una mayor persistencia. Hablamos de las nuevas aguas frescas y de las fragancias nouvelle fraicheur.

Las afrutadas

Estas modernas aguas frescas conservan las notas cítricas, pero combinadas con florales afrutados, afrutados verdes y notas marinas y de ozono. Además aumentan su concentración y tenacidad- También en la década de los 90, los perfumes se hacen más ligeros e intimistas. Parece que la mujer se perfuma más para sí misma que para imponerse a los demás.

La ligereza de estos perfumes reposa sobre acordes marinos o acuáticos, florales aéreos o verdes afrutados. Se trata de perfumes elaborados con frutas de agua - melón, sandía, aguacate - alígerados por notas marinas y flores de agua - nenúfar y loto ,

i Perfumes para oler y corner!. En las modernas cocinas de los laboratorios, aparecen nuevos ingredientes, fruta de la pasión, grosella, melocotón, ciruela...

El concepto de frescor se ha ampliado. Más que un recorrido por el Jardín de las Hespérides, quizá se haya traspasado la entrada al Paraíso Prohibido.

Las divinas

Es preciso recordar el nacimiento de las fragancias frescas, hoy tan de moda.

El primer agua de colonia (nació en la ciudad alemana del mismo nombre) era más bien una receta médica que servía para casi todo y que luego se reveló como una fragancia única.

La creó en el s. XVII un tal Paolo Feminio, quien la bautizó como "Agua Admirabilis". Su nieto Juan María Farina la comercializó primero en Colonia y luego en París, ya con el nombre de Agua de Colonia.

En la corte francesa hizo furor: Napoleón necesitaba 60 frascos al mes, ya viviera en sus fastuosos palacios o en medio del fragor de la batalla.
ç

Recordando este éxito, Pierre François Pascal Guerlain, el primero de la gran dinastía de perfumistas, creó en 1853 su Agua de Colonia Imperial para la Emperatriz Eugenia de Montijo. Todavía se vende hoy día encerrada en su famoso frasco, el de las abejas napoleónicas.

Después, la casa Guerlain perfumó a todas las reinas de Europa, desde la Reina Victoria de Inglaterra hasta la Reina Isabel de España, pasando por la Emperatriz Sissi.

Capítulo aparte merece la casa Roger y Gallet, de la que se encargó Jean Marie Farina, entrando así también en el gran libro de la historia del perfume.

Las modernas

Desde entonces hasta ahora, han nacido muchas fragancias frescas.


Existen homenajes al color del océano, a su fauna y su flora. Hay frascos y estuches divertidos, que esconden fragancias alegres, intensas, de maderas exóticas, ámbar y vainilla.

 

Perfume

Según el Diccionario Enciclopédico Abreviado Espasa perfume es una sustancia volátil, sólida o líquida que desprende olor agradable, en industria es una mezcla de cuerpos aromáticos, generalmente alcoholes.

También dice que los egipcios emplearon ya diversos perfumes y los hebreos usaron también el incienso y otras sustancias aromáticas. En Asia Occidental se generalizó el empleo de perfumes en ceremonias diversas y en las mismas casas.

En la actualidad la perfumería constituye una importante industria y con ella se ha desarrollado también la de la 'frasquería" artística.

Los perfumes se encuentran en forma de* esencias *en muchos vegetales; proceden otros del reino animal ( p.e. el almizcle) o se obtienen por procedimientos artificiales (almizcle artificial, aldehído benzoico sintético, eumarina, etc. Las esencias se extraen por diferentes medios de las plantas que las poseen.

Otras veces se logran simplemente soluciones alcohólicas o grasas que contienen esencias y se emplean como materias aromáticas. Se preparan también perfumes secos mezclando sustancias aromáticas artificiales. La fabricación de perfumes tiene hoy no sólo carácter industrial, sino también significación científica, porque gracias a los procesos de la química se van averiguando los componentes de los perfumes naturales, se logra producir muchos de estos sintéticamente y se obtienen gran número de sustancias de olor agradable, desconocidas totalmente por los antiguos. Al mismo tiempo se han encontrado algunos principios que pueden servir de norma para regularizar las mezclas de perfumes diferentes, a fin de conseguir que armonicen entre si y el olor resultante sea grato. Con el nombre de artículos de perfumería se comprenden, a menudo, no sólo las materias empleadas exclusivamente por su olor agradable sino muchas otras, más o menos perfumadas que tienen diversas aplicaciones como jabones de tocador, polvos cosméticos, fumigatorios, desinfectantes, depilatorios, etc.

Esencias

Sustancia volátil, de olor intenso producido por ciertos vegetales o producido por la transformación de alguno de sus principios.

Las esencias son mezclas de compuestos químicos muy diversos, entre los cuales figuran a menudo terpenos y sus derivados, son casi insolubles en el agua y solubles , e n cambio, en el alcohol, éter, o sulfuro de carbono, grasas, etc.

Algunas se solidifican ya a temperaturas superiores a 0 ºC otras por enfriamiento, se dividen en una parte sólida (estearopteno) y otra líquida (eleopteno).

Las esencias o aceites volátiles son productos de origen vegetal de olor muy pronunciado, líquidas a temperatura ordinaria, muy movibles arden con la llama fuliginosa y tienen un fuerte sabor picantes. Cuando puras con casi incoloras pero en contacto con el aires pardean. Las hay que no se encuentran preformadas en la planta, sino que se originan por fermentación (p.e. la de mostaza y la de almendras amargas).

 

Se obtienen por diferentes procedimientos, el más generalizado es el de destilación de las plantas con vapor de agua, así se obtienen las esencias y a la vez un líquido acuoso de olor a la respectiva esencia (p.e. el agua de azahar).

Algunas esencias se obtienen prensando la materia de que proceden, (p.e. la naranja, el limón), otras se extraen mediante disolventes volátiles o por medio de grasas, pudiendo hacerse la operación a temperatura ordinaria o más elevada; resultan así soluciones de esencia, de las cuales se separa ésta por destilación.. Las esencias más delicadas de obtienen así operando a temperatura ordinaria (p.e. el agua de rosas).

Actualmente se conoce la composición química de muchas esencias y se ha logrado obtener algunas artificialmente. Estas cuando son preparadas científicamente y con todo cuidado no se distinguen de las naturales.



BIBLIOGRAFíA

El perfume. Patrick Süskind.

La ruta de las plantas. Marie Claire - Belleza y Cuerpo.

Aromas de vida. Sección de belleza de "El Semanal".

Un estilo de vida. Ken Browar.

Diccionario Enciclopédico Espasa.

 

www.imagenpersonal.net

tu web de la imagen personal

Todos los derechos reservados 2001©imagenpersonal.net